Guías por ciudadLugaresViajesViñedos

Cuatro Cuatros – donde el vino y el lujo convergen

Cuatro Cuatros es la primera propiedad en ofrecer una comunidad turística y residencial entre viñedos y el océano Pacífico. Con vistas a la hermosa costa de la Baja y a la bahía Salsipuedes, es uno de los lugares más tranquilos y espectaculares que he visitado para tomar una copa de vino.

Cuatro Cuatros está conformada por una reserva natural de 2100 hectareas de más de 44 hectareas de uvas, agave y olivos. Dentro de la propiedad y con una vista espectacular, se encuentra el Bura Bar.

La cava está ubicada en la parte inferior hacia la entrada de la propiedad, por lo que si estás planeando una cata de vinos, asegúrate de comenzar por la parte inferior. Los viñedos en esta propiedad tienen diferentes micro climas con condiciones climáticas más frías debido a la proximidad al océano y los veranos calurosos. Los viñedos están ubicados en pequeños valles y laderas, lo que les da un tiempo de cosecha más largo en comparación con otras áreas en el Valle de Guadalupe.

La cava, bar y hotel boutique de Cuatro Cuatros, se ha vuelto muy popular y se encuentra en expansión hacia un complejo de lujo y una comunidad residencial. La propiedad ahora tendrá un hotel de lujo, casas privadas, condominios, tirolesa, centro ecuestre, club deportivo, piscina, senderos para caminatas, paseos en helicóptero, club de playa privado frente al mar, paseos en bicicleta de montaña y una fábrica de prensa de oliva. La propiedad será la primera en América en ofrecer servicios de viñedos frente al mar.

Toda la propiedad es elegante y cuenta con cabañas y grandes botes antiguos. Estos barcos solían ser un elemento decorativo, pero ahora son un bar de servicio completo, llamado Noa Bar. Una escalera te lleva por el bar. La buena música se reproduce mientras te sientas y te relajas. Los barcos eran viejos barcos de pesca y fueron reconstruidos para adaptarlos como un bar.

Sin duda, mi parte favorita de Cuatro Cuatros es el Bura Bar, que se encuentra en la parte superior de la propiedad y tiene un mirador con vista al océano Pacífico. Hay un camion que te lleva al Bar Bura desde la entrada de la propiedad, el costo es de $100 por persona e incluye una cerveza. Cuando sales del camion, caminas un poco más cerca del borde de la colina donde se encuentra este hermoso bar con vista al océano. Al instante puedes sentir la sensación de «el lujo se encuentra con la naturaleza» que te brinda esta propiedad. El camino de tierra con curvas que comienza en la parte posterior de la montaña, te lleva hacia el bar frente al mar con vistas impresionantes.

El ambiente del bar es muy rústico con sillas hechas de pilas de heno cubiertas con sábanas de algodón blanco. Los toldos cubren toda el área de las mesas, para mantenerte alejado del sol abrasador o puedes sentarte en la esquina sin nada que estorbe tu vista para poder ver el océano.

Durante mi viaje a Ensenada en Enero, tuve la oportunidad de visitar Cuatro Cuatros. Lo hicimos justo en el mediodía pero me hubiera gustado hacerlo al atardecer. Sin embargo, tuvimos uno de los mejores asientos de la casa, disfrutamos de una copa de Clericot y comimos deliciosos aperitivos. Si quieres mas información respecto a este viñedo, sus actividades o su zona residencial, visita su página haciendo click aquí.

Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Translate »